No importa si se trata del ‘gordito del adiós’ o una simple ‘llantica’ en el costado de sus curvas soñadas. Lo que tienen en común es que muchos de ellos desafían todos los entrenamientos y dietas conocidas, generando una de cada tres consultas al  médico especialista.

Aunque es menos común entre las personas jóvenes y saludables, de los temidos ‘gorditos’ muy pocos se salvan, y pese a que hay factores que elevan la probabilidad de tener acumulaciones grasas, atletas de alto rendimiento, personas jóvenes con hábitos de alimentación saludables, entre otros, se ven expuestos a este pequeño enemigo de los cuerpos soñados.

 Y aunque en esto hay tantas variaciones como posibilidades genéticas, los más comunes, son:

  1. El silencioso: en la espalda alta, donde comienza el brazo,  debajo de la axila, es común encontrar un pliegue que se resiste con fuerza a diferentes tipos de ejercicios localizados y dietas.
  2. El gordito del adiós: en la parte de atrás del brazo, donde reposa el músculo tríceps, hay un gordito persistente, común en las mujeres y visible cuando están despidiéndose.
  3. Las llanticas: los laterales del dorsal bajo muchas veces se ven expuestos a este persistente gordito, que se acentúa con las prendas ajustadas y a veces se niega a desaparecer a toda costa. También se les conoce como ‘conejos’.
  4. El enemigo curvo: rodeando el contorno de la pierna, en el muslo, aparece un gordito que muchas veces derrumba los ánimos y esfuerzos de simetría en la figura de las mujeres.
  5. El abdominal: bien sea en la parte baja del abdomen o desde la mitad del mismo, estos bulticos de grasa muchas veces terminan generando una curvatura poco deseada y resistente por el que muchos están dispuestos a todo para eliminarla. Este es más común en los hombres.

Pero, ¿realmente hay zonas más difíciles? Según explica el doctor Hamilton Garzón, especialista en Medicina Estética y Antienvejecimiento, hay estudios que demuestran que las características del tejido graso, dependiendo de su ubicación, tienen condiciones diferentes como una membrana más fuerte, una naturaleza persistente y una capacidad de reproducción más veloz.

Por esto es posible ver algunos gorditos que son reiterativos en diferentes personas, sin importar su edad, capacidad física y dedicación al cuerpo. Y esto preocupa a millones de personas alrededor del mundo. Se estima que, en promedio, 70% de las mujeres y 30% de los hombres se preocupan por su contorno corporal.

“En estos casos es necesario considerar que se debe enfrentar no solo la acumulación grasa, sino la flacidez que se tiene, y esto a veces requiere más que ejercicio”, explica el doctor Hamiltón Garzón, quien agrega que por esta razón 3 de cada 5 pacientes consultan al especialista.

“Tecnologías como Venus Legacy permiten ahora proceder sin programación, incapacidades, exámenes de laboratorio adicionales a los chequeos médicos profesionales con resultados que integran un impacto real sobre las partes del cuerpo con acumulaciones grasas (incluso los más difíciles) sin  riesgos mayores de manera rápida y eficaz, dando resultados de moldeo al cuerpo”, agregó el doctor Hamiltón Garzón.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here