Cada vez que la actriz regresa al país, nos deja ver una nueva faceta: en esta oportunidad conoceremos a la cantante y la actriz futurista, muy pronto la veremos en la serie 2091 de Fox como antagonista.

Por: Cristy Jiménez
Fotos: Jimmy Londoño
Cortesía: Music Brokers Argentina

Una y otra vez, el pincel se carga de pintura, el lienzo va perdiendo su color y lentamente van apareciendo rasgos  de una obra conocida como ‘Las Dos Fridas’. Han pasado seis meses desde que Flora Martínez decidió encarnar a Frida Kahlo y qué mejor para hacerlo que pintando y entendiendo la conexión entre la obra y su artista, el desgarramiento plasmado en una pintura. El público reconoció su esfuerzo y en septiembre premió su trabajo con lleno total durante las funciones.

Por ahora, Frida ha quedado en el pasado. Ahora hay una nueva Flora a la que hay que darle vida. Una faceta poco explorada por la artista, un sueño guardado que estaba listo para florecer: ser cantante. Su música tiene toques de bossa nova y jazz en una atmósfera íntima.

Actualmente está promocionando su disco ‘FLORA’, su primer sencillo fue ‘Safe and Sound’, cuyo sonido clásico, ha encabezado por varias semanas las listas de los más virales en Spotify Colombia y Argentina. También tiene una versión de ‘Happy’ (de Pharrell Williams).

“Es mi sueño hecho realidad, venía trabajando en este proyecto hace mucho tiempo. Mi esposo (José Reinoso) fue  pieza clave en este proceso, para mí fue un orgullo tener a mi lado a un grande de la música como él”.

_mg_0170-retoLa verdad es que es un sonido romántico, muy jazz. La voz de Flora se conjuga muy bien con la notas de estos covers, en donde también nos deja ver el manejo de su inglés perfecto. Cabe recordar que ella es colombo-  canadiense, por lo que habla español, inglés y francés.

La Flora del futuro
En este mes, la cadena de televisión Fox, estrena su serie ‘2091’, en donde veremos a Flora como la antagonista de la historia. Allí también participan Manolo Cardona, Angie Cepeda y Natalia Reyes. La serie es dirigida por el colombiano Felipe Martínez y el mexicano Álvaro Curiel. La producción fue grabada entre Bogotá y el desierto de la Tatacoa, en el Huila.

“Es una temática que poco se ha trabajado en nuestro país, tiene componentes de ciencia ficción. La historia se  desarrolla en un futuro no tan lejano, en el que la raza humana ha agotado todos sus recursos naturales, poniéndose al borde de la extinción. Será una reflexión de que hay que volver a conectarse con los orígenes, con la esencia de la vida”, nos cuenta la actriz, con la voz suave y tranquila que la caracteriza.

En tierras ‘manitas’
Flora no para de trabajar, mientras se estrena esta serie en Colombia, ella viajará por dos meses a México a grabar una serie llamada “Argos”.

La verdad es que había dejado de lado el tema de la actuación, estaba interpretando mi papel más importante: como madre. ¡El mejor regalo de Dios! Ese papel no estaba en negociación, ¡es el más trascendental de mi vida! Adoro a Sofía, para mí estar más de un día lejos de ella, implica un esfuerzo enorme y la actuación demanda mucho tiempo. Estar sin abrazarla es jum… (suspira). La verdad preferí hacer proyectos un poco más cortos, más selectivos para no sacrificar a mi familia”.

El próximo año vienen nuevos planes que se están concretando actualmente, al parecer la veremos haciendo cine.

La música y el cine nos acercaron
Desde que Flora y su esposo, el uruguayo José Reinoso, se conocieron en Barcelona (España), se unieron para dar vida a una sólida relación. “José ha sido un regalo para mí, es un maestro de vida en todos los sentidos. Lo conocí cuando fui a hacer una película que se llamaba ‘Tuya Siempre’ y él hacía la banda sonora. Me enamoré y me quedé viviendo en Barcelona por siete años”, sonríe con picardía.

“Floreciendo”
Desde niña Flora entendió la vida de una forma diferente, quizás en eso ayudó su madre Melinda Prwose, una docente canadiense, y su padre Hernando Martínez, un filósofo y economista colombiano, que basaba sus estudios en Sicología oriental. El mismo que descubrió en ella su alma de actriz.

De alguna manera, Flora fue la unión de dos mundos: por un lado tenía la belleza que heredó de su mamá y las nuevas formas de ver la vida que le planteó su papá.

Cuando tenía 5 años, sus padres se separaron y ella se fue a vivir a Canadá con su mamá. Allá participaba en todas las obras de teatro que organizaban en el colegio. Su padre la visitaba, pero cuando tenía 14 años, le pidió que viniera a estar con él en Bogotá.

Gustos: le gusta el campo, sembrar, bailar y esculpir.
Recientemente la vimos en Bailando con las estrellas, del Canal RCN.
Música favorita: brasilera.
Comida favorita: mexicana y el sushi.

Le propuso dejar el colegio, y que se inclinara por lo que en realidad quería hacer en la vida. “Yo estaba en la  adolescencia y quería ir al colegio, conocer gente. Me fui de viaje como rebeldía. Luego lo llamé y le dije: quiero ser actriz. A lo que él respondió, perfecto, inicia por ahí”.

Así empezó su vida artística “oficialmente”, intuitivamente su padre la llevó a la escuela de Edgardo Román y luego, se formó con Alfonso Ortíz. En la primera audición supo que se trataba de un talento completamente puro. En alguna ocasión se vistió como una habitante de calle y caminó descalza desde la calle 42 hasta La Candelaria, donde quedaba la escuela, cuando llegó, lloró porque entendió de cerca la tragedia.

De eso han pasado casi 20 años, hoy Flora, es considerada una de las mejores actrices de este país, en cada trabajo nos muestra un nuevo rostro, el de una artista completa, una que baila, llora, ríe, siente y le pone el alma a lo que hace.

_mg_0331

Actualmente está promocionando su disco
‘FLORA’, su primer sencillo fue ‘Safe and
Sound’, cuyo sonido clásico, ha encabezado
por varias semanas las listas de los más virales en Spotify
Colombia y Argentina.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here